Como hacer un Testamento

Aunque a nadie le guste pensar en el momento de su muerte, debemos hacerlo y dejar todo en orden para que nuestros seres queridos pasen por las menores complicaciones posibles y que nuestro patrimonio se reparta fielmente como lo hemos deseado.

Nuestro testamento es el documento donde informamos a nuestros seres queridos de nuestra última voluntad y cómo queremos que dispongan de nuestros bienes y derechos cuando ya no estemos, pero más allá de esto es una herramienta invaluable para evitarles complicaciones y largos juiciosa nuestros familiares.

 

¿Qué pasos debo seguir para hacer mi testamento?

 

Primero, debemos reflexionar cómo queremos que nuestros bienes sean repartidos. No es necesario tener un inventario de los mismos, a menos que haya bienes o derechos precisos que queramos heredarle a personas específicas. El testamento se puede actualizar si cambian nuestras circunstancias de vida. Este puede cambiarse cuantas veces se requiera y la última versión registrada es la que prevalecerá.

Una vez realizado el testamento es importante expresarle a alguno de tus herederos o a persona de tu confianza en dónde y cómo pueden localizar tu testamento.

La elaboración de un testamento es fácil y no es muy costoso y se hace a través de un notario, aunque siempre se recomienda el asesoramiento de un abogado.

El testamento más usual es el Testamento Notarial, el cual se realiza ante un notario. Así un matrimonio con hijos a fin de que el viudo o viuda mantenga los mayores derechos posibles, y específicamente, que pueda continuar disfrutando del hogar o de los bienes durante su vida, Para pasar luego a sus hijos por partes iguales. El modo de hacer este testamento es legando cada uno y respectivamente el usufructo universal de todo lo que poseía el fallecido al conyuge superviviente, y nombrando herederos por partes iguales a los hijos.

Logrando asi que el viudo o viuda puedan usar y percibir las rentas y frutos del patrimonio de ambos mientras viva. Asegurandose también el derecho a vivir en la  casa sin que los hijos puedan negarse a ello. Si bien no podrá vender nada que haya patrimonio del fallecido sin el consentimiento de todos los hijos, si se beneficiara de todo lo que produzcan los bienes que antes eran de ambos. Cuando el conyuge supérstite fallezca, los hijos pasaran a recibir sin limitación alguna la herencia de ambos padres. Es conveniente aclarar que el cónyuge sobreviviente puede disponer libremente de su mitad de gananciales ya que era suya con anteriodidad.

El testamento y sus efectos se limitan a la mitad de gananciales del fallecido, asi como a sus bienes privativos que son aquellos que haya heredado, recibido a través de donación o que tuviera previo a contraer matrimonio.

Así el viudo o la viuda tendrá la seguridad que incluso si vuelve a casarse gozará del usufructo de los bienes durante su vida. Cada uno de los cónyuges deberá otorgar el testamento por separado, dado que son documentos individuales.

Si desea saber cual es la diferencia existente entre dejar o no testamento lo invitamos a leer los artículos relacionados.

Para mayor información sobre Testamento y su redacción puede contactarnos al : 951 082 338 ó escribir a: info@lawyersabogados.es

Compartir en

Te gusta este post?

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 4.5/5 (4 votes cast)